Gustavo Rivas
Economista, presidente de Basa Capital
@gustavorivasmasi
Paraguay es un país de economía abierta donde los actores económicos pueden ahorrar en moneda extranjera, realizar operaciones de cambio sin restricciones ni límites y también ingresar y remesar divisas al exterior libremente.
La cuestión es: ¿Existe una única curva de tasa de interés en dólares en Paraguay? En la entrega anterior comentamos sobre qué ocurría dentro del mercado monetario con el guaraní y su precio de referencia en términos de tasa de interés. Con respecto a los dólares, al fijar una referencia de tasas, uno imagina que los tipos de interés de los EEUU podrían influir directamente en las tasas pagadas por las instituciones financieras locales.
Pero la realidad es que esto no ocurre y se debe justamente por ciertos factores, tales como la falta de conexión de nuestro mercado local con el mercado internacional en términos de custodia de títulos valores. Para graficar este punto, imaginemos a un inversionista que desde el exterior está interesado en invertir en nuestro país. Paraguay no cuenta con un servicio de custodio internacional que posibilite a que ese inversionista extranjero pueda tener su inversión custodiada en un brocker internacional. Vale decir, su inversión en dólares puede ser solamente custodiada en forma local, por lo que el mismo debe asumir riesgo operativo del país y riesgo de la institución local que le pueda brindar el servicio de custodia.
Por el otro lado, tenemos el caso hipotético de un inversionista local con cierto capital y con posibilidades de invertir en el exterior; su acceso a los mercados internacionales se vuelve complicado a raíz de los altos costos involucrados y por los múltiples procesos de apertura de cuenta. Finalmente, otro factor a considerar es el exceso de liquidez que tienen los bancos locales en moneda extranjera, históricamente la oferta de dólares es mayor a la demanda, hasta el punto de que los bancos locales no necesitan acompañar el movimiento de las tasas internacionales, sino que se mueven domésticamente con lo que captan internamente.
Inclusive, en innumerables ocasiones, Paraguay, a través de los bancos locales, ha otorgado financiamientos a empresas multinacionales por debajo de la referencia internacional como la LIBOR, debido justamente a ese exceso de liquidez y a la necesidad de los bancos de hacer crecer sus carteras de préstamos con el fin de mejorar sus ratios y posiciones de cuota de mercado. De hecho, hoy seguimos viendo a instituciones financieras prestar por debajo de tasas de captación de otras con tal de cumplir con sus ratios y metas de cuota de mercado. Por lo expuesto hasta aquí, podemos concluir que en Paraguay tampoco tenemos una única curva de referencia en términos de tasas de interés en dólares americanos.
Seguimos teniendo curvas de tasas como instituciones financieras hay en el país y esta situación, a diferencia de lo que acontece en guaraníes, podría subsanarse en el mediano plazo, cuando el mercado bursátil logre mayor penetración en cuanto a cantidad de participantes y, al mismo tiempo, podamos obtener una conexión internacional con los demás mercados, la referencia de EEUU entonces podría influir localmente de manera más directa y unificada en cuanto a curva de tasa de interés del dólar americano.